La imagen del “Señor de Muruhuay de la Diócesis de ”, ha sido declarado como Patrono de la Región por su considerada religiosidad, que cada año durante su festividad, atrae a miles de nacionales y extranjeros a esta zona central del país.

El Señor de Muruhuay es la imagen de un Cristo crucifdo pintada sobre una cruz que apareció grabada en una roca, a comienzos del siglo XIX, precisa la Ordenanza Regional publda el pasado viernes 13 en el Boletín de Normas Legales del Diario El Peruano.

Se encuentra ubdo en un flanco del Abra de la Quebrada Tranca, en las afueras del pueblo de Muruhuay, en el distrito de Acobamba, provincia de . Cuenta la leyenda que la mañana del 03 de mayo de 1835, muy temprano, los pastores el lugar creyeron ver sobre una gran piedra unas velas blancas encendidas que chorreaban mucha cera, pero que al acercarse descubrieron que en realidad se trataba de una cruz grabada en una roca.

En seguida fueron al pueblo a contárselo a los comuneros quienes creyeron que era un milagro que los salvaría de la viruela que arrasaba la zona y sobre la cruz pintaron a un Cristo crucifdo y lo llamaron “El Señor del lugar de la Viruela”, relata el considerando de la norma.

Conforme al Decreto Epal del 14 de marzo del 2014, monseñor Richard Daniel Alarcón Urrutia, con la autoridad emanada de su Ordenación Epal reconoce canónmente al Santuario del Señor de Muruhuay de la Diócesis de , con todos los privilegios espirituales y disposiciones que le designa el Derecho Canónico de la Iglesia, y con la finalidad de ser un Centro de Espiritualidad, Reconciliación y de Caridad, para mayor gloria de Dios y para la santifción de todos los fieles que acudan a este santuario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.